8 Claves para que una simple información se convierta en cliente fiel

8 CLAVES QUE UNA SIMPLE INFORMACION SE CONVIERTE EN CLIENTE FIEL
  1. Conoce tus tratamientos y los de la competencia. No se puede hablar sobre un tratamiento estético, médico sin estar informado sobre él o haberse documentado previamente. Si tu idea está clara tu tratamiento lo estará también. Entender los tratamientos, operaciones, técnicas… de nuestro trabajo como diseñadores de belleza es primordial. Mira como lo hacen los mejores y cópialos. Son una buena referencia.
  2. Elabora un guion: puntos a explicar, pros y contras, preguntas frecuentes. Suprime datos difíciles de entender y amplia otras explicaciones que sepas que interesarán a tu cliente.
  3. No te alargues demasiado. Habla como sueles hacerlo normalmente. No utilices expresiones científicas si no las vas a explicar, porque no te entenderán. Busca la manera más sencilla de decir las cosas, la sencillez da seguridad a tu cliente.
  4. Utiliza materiales de apoyo. Se dice que una imagen vale más que mil palabras. En el sector de la belleza un dibujo o una foto pueden aclarar muy bien el resultado final.
  5. Comunicación y escucha Alrededor del 60% de lo que decimos, lo decimos sin hablar. Tener tus gestos dulcificados y alejados del nerviosismo dan comodidad, tranquilidad y serenidad y te hace más humano. No interrumpir al cliente porque crees que sabes lo que va a decir… no te beneficia. Deja que se exprese
  6. Detecta las micro expresiones de tu cliente, a veces explicas algo que para ti es obvio y ves en el entrecejo del cliente un gesto de contración. Vuelve a explicar o incide en este tema, seguramente te hará preguntas sobre su duda y quedará todo aclarado.
  7. Lo olvidado ni agradecido ni pagado. Cuando desgloses el presupuesto a tu cliente, desglósalo a tope, al máximo, seguro que dentro de ese tratamiento hay algo que les regalas a tus clientes y no lo dices pq lo ves obvio. Detalla bien los presupuestos y si algo es gratis escríbelo. Díselo.
  8. Sé honesto, todo lo que puedas, el cliente siempre sabe que vas a barrer hacia tu casa… pero no lo ningunees, no lo presiones. El cliente hoy tiene mucha información y muy dispar. Casi tanta como tú.

Ver en el siguiente enlace:

8 Claves para que esa persona que viene a informarse desee ser tu cliente

¿Quieres saber más de nuestros cursos?




    Cursos para Profesionales de la Belleza