Ni un empleado es un esclavo ni un empresario es un cabrón.

Ni un empleado es un esclavo ni un empresario es un cabrón.

Ni un empleado es un esclavo ni un empresario es un cabrón.